¿Cómo cuidarme si me contagié de Ómicron? Aquí la opinión de los expertos

La variante ómicron ha batido un récord en los casi 22 meses de pandemia por la covid-19; apenas un mes después de su identificación, ya se superó largamente a su predecesora la variante Delta. Es indudable que nos encontramos ante la más contagiosa de las mutaciones del virus COVID-19.

Las primeras señales de advertencia de la nueva variante son: irritación de garganta, dolor de espalda, escurrimiento o congestión nasal, dolor de cabeza, dolores musculares y fatiga, estornudos y sudoración nocturna. Es menos probable que Ómicron cause perdida del gusto y el olfato.

La Organización Mundial de la Salud estimó que los síntomas con la nueva variante Ómicron tardan entre tres y cinco días en aparecer. Y es cuando más carga viral hay en los pacientes, por lo tanto, es cuando más contagiosos son.

“Un análisis reciente realizado por la Agencia de Seguridad Sanitaria del Reino Unido sugiere que el periodo entre la infección y la capacidad de infectar podría ser más corto en la variante ómicron que en la delta”, informó el 6 de diciembre al parlamento el secretario de salud del Reino Unido, Sajid Javid.

Eso explicaría por qué se ha propagado con tanta rapidez y éxito, ya que la brevedad de su periodo de incubación da a los pacientes menos tiempo entre la sospecha de que han contraído el virus y el primer brote. Por esto es menos probable que se haga una prueba que arroje un resultado positivo para advertir a los demás, para que puedan entrar en confinamiento y así evitar que la enfermedad se siga propagando.

La evidencia actual de los casos de ómicron analizados en Gran Bretaña indica que los pacientes infectados con esta variante se recuperan en un promedio de entre 5 a 7 días, aunque algunos de los síntomas como la tos y la fatiga pueden persistir más tiempo.

Por ello se recomienda realizar una cuarentena de 5 días para los casos asintomáticos y de 7 días para aquellas personas que presentan síntomas.

Algunas investigaciones emergentes y alentadoras muestran que ómicron tal vez cause menos daño a los pulmones, ocasionando enfermedades menos graves que las previas del virus. Algunas de las primeras evidencias de Europa también sugieren que ómicron puede causar síntomas más leves.

Facebook Comments